Últimas recetas

¡Vamos a hacer el túnel del tiempo otra vez!

¡Vamos a hacer el túnel del tiempo otra vez!


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Confesión familiar: Mi hermano vive en (oh, la vergüenza) ... Me da tanta vergüenza que siempre que voy a visitarlo le digo a la gente que vive en Staten Island (que es preferible a Nueva Jersey). Aún así, venimos de los mismos padres (aunque siempre sospeché que es adoptado) y ambos tenemos un amor por la pizza en nuestro ADN. Entonces, cuando dijo que la mejor pizza del mundo estaba en Elizabeth, a solo 10 minutos de su oficina en Newark, naturalmente pensé que el agua potable en Nueva Jersey finalmente le había llegado. Después de seis meses de insistencia, finalmente tomé el viaje de 20 minutos a través del túnel.

El letrero en la casita en South Broadway con la bandera italiana dice "Pizza italiana de pan de Santillo" e inmediatamente me recordó la señalización de De Sally y Frank Pepeestá en New Haven, Connecticut, la única ciudad o estado que puede competir con la ciudad de Nueva York y Nueva York en términos de herencia de pizza. Incluso admitiré que me encantaron los pasteles de tomate únicos que comí en Trenton, Nueva Jersey, en el DeLorenzo's original en Hudson Street que, lamentablemente, me dijeron que cerró recientemente. ¿Pero Elizabeth? También puede ir a Old Forge, Pensilvania, la autoproclamada "Capital mundial de la pizza", aunque los lugareños ni siquiera saben qué es el queso mozzarella.

Santillo's parece igualmente extraño cuando caminas por el frente de la casa por un callejón hacia un estacionamiento antes de que una señal de PARADA y una señal de ENTRADA te dirijan a través de una puerta lateral con mosquitero. El término "espacio limitado para sentarse" no le hace justicia. Santillo's es estrictamente para llevar y, si es inteligente, llamará por teléfono para que lo recojan, ya que solo hay "espacio limitado para estar de pie" (tal vez para seis personas delgadas) frente a un pequeño mostrador detrás del cual hay un gran vaso. heladera con una variedad de refrescos embotellados en lo que debería haber sido el living de la casa.

Pero luego ves la primera indicación de que estás dentro de un museo de pizzas vivo y que respira. Descansadas en unas estanterías de alambre que cuelgan del techo bajo están las cáscaras de pizza más largas que he visto, quizás 20 pies de largo, rivalizando incluso con las que había visto en Pepe's. Entonces, puedes ver por primera vez a Al. Eligiendo la longitud adecuada de piel como Tiger Woods eligiendo el palo adecuado, tercera generación, cabello color arena, mediados de los 50 y agradablemente regordete, Al Santillo se parece más a mi hermano que a mi hermano. Su esposa Lorraine está gritando los pedidos de pizza a Al, que parece preocupado por las bolsas blancas temblorosas llenas de zeppoles calientes recién hechos para cubrirlos uniformemente con azúcar en polvo derretida.

Y luego, si tienes suerte, Al te invita a dar la vuelta al mostrador y mirar dentro de su horno. Aunque se convirtió hace varios años a gas a partir de su fuente de combustible de carbón original, el horno parece no tener fin, alcanza una profundidad de 20 pies y tiene un ancho de 14 pies. De ahí la necesidad de las diversas longitudes de cáscaras gigantes. El techo bajo de ladrillo arqueado del horno parece el techo de una catedral. El horno, construido originalmente para hornear pan, se estima que data de 1904, dos años más viejo que el horno de panadería utilizado en Pizza de Lombardi en Spring Street (que es ampliamente considerada como una de las pizzerías más antiguas de la zona). El abuelo de Al horneó foccacia en la década de 1920 y el padre de Al, Alfred, compró la ubicación actual con horno en 1957 para centrarse en la pizza.

Al, quien ha manejado el horno como aprendiz en entrenamiento desde los 5 años, no solo es el curador del horno y heredero del tesoro histórico, es un artesano consumado. Además de la pizza, todavía hornea panes italianos con semillas celestiales, algunos rellenos de salchicha, jamón, pepperoni, espinacas, queso y / o brócoli. Algunos de los panes que salieron del horno mientras estábamos allí eran, como el mismo Al, de forma libre y creativa, más parecidos a tomates tradicionales que a pan. Habiendo crecido literalmente arriba con la cocina como su sala de juegos, Al conoce cada centímetro cuadrado del horno de 20 pies, incluidas todas sus idiosincrasias y variaciones de temperatura. Me recordó a los maestros artistas del soplado de vidrio que visité recientemente en la isla de Murano, quienes no solo crean bellas obras de arte en vidrio con sus hornos sino que, en ocasiones especiales, hornean la anguila veneciana local de la laguna en los hornos, aromatizándola. con hojas de laurel.

¿Mencioné la pizza? La gente nunca olvida su primer automóvil (1978 Ford Mustang para mí), pero ¿qué pasa con su primera pizza? El menú de Santillo's es tan profundo como el horno, con las opciones de estilo de pizza categorizadas por el año de su creación. Al es como H.G. Wells con un horno por máquina del tiempo, constantemente trayendo pizzas del pasado al futuro. Los más antiguos son el Genuine Tomato Pie de 1940 (sin queso) y el Tomato Pie de 1948 (con parmesano rallado), ambos un gesto de respeto a sus hermanos de pizza del sur de Nueva Jersey en Trenton.

Después de probar algunos zeppoles calientes cortesía de Al, mi hermano y yo comenzamos nuestro viaje histórico con el pastel redondo extra fino de 14 pulgadas al estilo de 1957 con trozos de salchicha de hinojo producida localmente que me recordó a mi favorito de Manhattan, John's de Bleeker Street. Como para demostrar su completo dominio del horno, Al me preguntó mi textura de corteza preferida: suave, crujiente o bien hecha. Diferí a su juicio y la corteza que salió fue un crujiente crujiente perfecto con la cantidad justa de carbón. La salchicha se fundió perfectamente con el queso y la corteza, aunque fina, tenía suficiente aire. La salsa definitivamente hizo sentir su presencia: tenía una dulzura pronunciada pero aún conservaba su acidez, recordándome nuevamente a los pasteles de tomate, que Nueva Jersey reclama con orgullo como propio.

Al crecer en Queens en los años 60, nuestra abuela nos acompañó a mi hermano y a mí todos los viernes por la noche a Pizzería de Alba en la esquina de Queens Boulevard y Main Street, mientras mis padres disfrutaban de un buen momento para cenar solos en Manhattan, cerca de la oficina de nuestro padre. La pizza redonda de mi juventud era (y sigue siendo) genial, pero en algún momento, cuando éramos niños, probamos el pastel siciliano cuadrado, de masa gruesa y pastosa en Alba's, envuelto en queso, y quedamos enganchados de por vida. Así que estuvimos de acuerdo en el cuadrado característico de Santillo de 1964, el pastel siciliano rociado con aceite de oliva y espolvoreado con parmesano. Juro que derramé una lágrima, si no por los felices recuerdos de la niñez de la noche de pizza con la abuela, sino porque el queso, que no pude evitar romper, todavía estaba en forma fundida del horno. Siempre luciendo como un músico de jazz, Al pasaba por ahí, agregando un poco de ricotta fresca a dos de las porciones de las esquinas solo para hacer volar nuestras mentes sobre las infinitas posibilidades.

Agarrando una camiseta de Santillo (xx-grande) y una barra de pan de salchicha, que desayunaré hoy, le juré a Al que volvería antes de Año Nuevo para probar el actual "2011 San Marzano Tomatoes Over the Cheese "Pizza, no sea que Al la quite del menú. Ahora tengo una excusa aún mejor para visitar Nueva Jersey. Gracias hermano.


DETRÁS DEL VOLANTE / Chevrolet HHR 2006 Dejemos que los & # x27 vuelvan a hacer el cambio en el tiempo

CON la introducción de la camioneta HHR 2006, Chevrolet ha dado un paso más hacia la recuperación de toda su línea de modelos de 1950.

Esta pequeña furgoneta alegre, destinada a evocar la camioneta utilitaria Suburban de 1949-54, se une a la camioneta SSR de venta lenta, otra máquina del tiempo evacuada de los días de gloria de Chevy y # x27 de la década de 1950 y # x27, en lotes de concesionarios. Aquí & # x27s esperando un renacimiento del convertible Styleline.

¿Los estilistas de General Motors & # x27 se han quedado sin ideas nuevas o las viejas simplemente parecen más divertidas? Personalmente, espero que lleguen al Befinned 1957 Bel Air, mi favorito. La tentación es decir que en cuanto al estilo, todo ha sido cuesta abajo para Chevy desde entonces.

Cualquier discusión sobre el HHR comienza y prácticamente termina con el estilo. Eso es probablemente algo bueno, ya que desvía la atención del hecho de que no hay mucho más que distinga al automóvil.

Las comparaciones con el Chrysler PT Cruiser son inevitables y ambos vehículos tienen vínculos con el mismo diseñador. Ese diseñador, Bryan Nesbitt (que ahora es director ejecutivo de diseño de G.M. en Europa), todavía estaba en Chrysler cuando se estaba diseñando el actual Dodge Durango. Estacione un HHR al lado del gran Dodge y encontrará que el Chevy parece una versión preencogida del Durango, aunque lleva la máscara facial de un modelo G.M. camión. Los guardabarros, las ventanas, las líneas del techo, las proporciones y los ángulos, hasta elementos individuales como los tratamientos de las luces traseras, son sorprendentemente similares a los Durango & # x27s.

Para el registro, Robert A. Lutz, G.M. vicepresidente y zar de producto, sostiene que la inspiración para el Mini Me Durango no fue ni el PT Cruiser ni el Durango, sino el Chevy SSR. Si te encuentras con él, no bromees de que el Chevy es un & quot; Yo también Crucero & quot; lo ha oído antes y no le hace gracia.

El HHR - las iniciales de & quot; Techo alto del patrimonio & quot - fue una forma bastante fácil de aprovechar la arquitectura de automóvil pequeño G.M. & # X27s Delta, también utilizada como la base de los automóviles compactos Saturn Ion y Chevrolet Cobalt. Poco después de que se introdujera el HHR a fines del verano, Lori Queen, la ejecutiva de la línea de vehículos para autos pequeños, dijo en una entrevista que el HHR `` fácilmente podría haber sido el vagón Cobalt ''.

Su implicación parecía ser la siguiente: Don & # x27t se queja de cómo resultó el HHR, porque podría haber sido mucho peor. El Cobalt (que reemplazó al no querido Cavalier) no se ve mal como cupé, ni siquiera como sedán, pero nadie pensó que sería una bonita camioneta.

"Creo que el diseño HHR & # x27s tiene mucho que ofrecer", dijo la Sra. Queen. & quot; Mucha personalidad & quot.

A pesar de su estilo de alto carácter, el HHR parece un lienzo en blanco esperando el toque de la mano de un artista para darle vida. G.M. espera que los customizadores adopten el vagón tal como lo hicieron con el PT Cruiser y el Scion xB cuadrado. De hecho, la Specialty Equipment Market Association reconoció al HHR como el `` S.U.V. más amigable con los accesorios '' en su reciente feria comercial en Las Vegas.

Aún así, el HHR de caja parece carecer del estilo elemental de PT & # x27. O tal vez, dado que el PT ha existido durante seis años, es simplemente el hecho de que lo retro está envejeciendo.

Quizás una razón por la que G.M. A los ejecutivos les irrita la comparación con el PT Cruiser porque el HHR construido en México, un poco más grande, sale en el lado equivocado de la mayoría de ellos. El Chrysler, que recibió un & quot; lavado de cara mayor-menor & quot; este otoño, cuesta cientos de dólares menos, tiene más caballos de fuerza (tanto de su motor base como opcional) tiene una gama más amplia de opciones y acabados y ha tenido una mejora significativa en su interior utilitario. .

El interior del HHR & # x27s también está destinado a ser una atracción central. Cuenta con cómodos asientos altos para cuatro adultos (si no los cinco anunciados), con buen espacio para la cabeza, las piernas y los hombros. Gracias a los grandes ventanales, la visibilidad es buena en todas partes, otro punto fuerte. Los interruptores y medidores son sutilmente retro.

El volante de tres radios se siente grande en relación con el tamaño del automóvil y exagera el considerable nerviosismo en la dirección. Los frenos y la palanca de cambios manual también sufren de imprecisión.

El espacio para carga y almacenamiento es atractivo e incluye una serie de cubículos y compartimentos debajo del piso "secretos". Con los asientos traseros retirados, el HHR tiene más volumen de carga que el Hummer H3 (63 pies cúbicos frente a 56). El asiento del pasajero delantero, más los asientos de la segunda fila, se pliegan para ayudar a acomodar cargas largas y voluminosas.

A pesar de sus orígenes como automóvil Cobalt, el HHR, como muchos de los vagones pequeños y altos que han llegado al mercado, se clasifica como camión.

El modelo básico LS comienza en $ 15.990 e incluye aire acondicionado, un estéreo con reproductor de CD y seguros eléctricos, ventanas y espejos. El 1LT de $ 16,990 tiene un conductor eléctrico y un asiento # x27s y un reproductor de MP3. El 2LT de primera línea, por $ 18,790, viene con un motor más grande, frenos antibloqueo, luces antiniebla y un sistema de sonido más fuerte. Si necesita un sistema de navegación o una niñera con video en el asiento trasero, busque en otra parte.

La tracción a las cuatro ruedas no está disponible, al igual que no está disponible en el PT ni en el xB. (El Honda Element ofrece una alternativa de tracción total). Se ofrecen dos opciones de suspensión: el ajuste básico esponjoso y el tipo deportivo más firme del 2LT. En la carretera, la dirección asistida eléctrica estaba exagerada y demasiado sensible para mi gusto. Los neumáticos de dieciséis pulgadas y las ruedas de radios son estándar, los de 17 pulgadas son opcionales. Busco llantas o revistas cromadas del mercado de accesorios para agregar algo de pizazz, que escasean aquí.

Las opciones de motor no son estelares. El motor básico de 4 cilindros en línea de 2.2 litros produce unos impresionantes 143 caballos de fuerza. El Ecotec 4 mejorado de 2.4 litros genera 172 caballos de fuerza, pero aún se siente lento, al menos en comparación con la sensación del mismo motor en el descapotable Pontiac Solstice. Las 320 libras adicionales del HHR & # x27 pueden tener algo que ver con eso.

La transmisión manual de cinco velocidades se manipula a través de una palanca de cambios colocada de manera incómoda: está bastante atrás y bastante baja en relación con los asientos. Una automática de cuatro velocidades es opcional.

Para el futuro, se dice que Chevy buscará una versión de furgoneta de panel, sin las ventanas laterales traseras, y un HHR con más potencia. La instalación del motor de 205 caballos del Cobalt SS Supercharged podría convertir al HHR en un verdadero competidor.

El HHR es el último de un segmento cada vez mayor de bichos raros: piense en el PT, el xB, el Element, el Mini Cooper, el Volkswagen New Beetle. Todos estos vehículos celebran su extravagancia con mayor efecto que el HHR bastante primitivo y apropiado. Si Chevy quiere ser la vida del salto de los calcetines, necesita más que un Cobalt con un traje zoot.


Dejemos que & # 8217s vuelva a hacer la deformación del tiempo

Becca Mohr, de 23 años, recién graduada de Tufts, se organizó una fiesta en Washington, D.C., el mes pasado para conmemorar el décimo aniversario de su bat mitzvah. (JAY PREMACK PARA EL BOSTON GLOBE)

Envíe este artículo por correo electrónico

Enviando tu articulo

Tu artículo ha sido enviado.

Unas semanas antes de cumplir 26 años, Jordan Newman tuvo una idea extraña. ¿Qué pasa si organiza una fiesta y la llama su & # 8220double bar mitzvah & # 8217 & # 8217?

Se saltaría la parte religiosa, la ceremonia judía de mayoría de edad para los niños que cumplen 13 años que había tenido en 1998. Esta sería una repetición de la fiesta que la siguió & # 8212 completa con DJ, obsequios de mal gusto y una lista de reproducción. coronado con & # 8220Mambo No. 5 & # 8217 & # 8217 y & # 8220 El tobogán eléctrico. & # 8217 & # 8217

La fiesta tuvo lugar el 15 de enero en un pub irlandés en Boston, con todos los elementos clásicos y collares luminosos # 8212, un maestro de ceremonias, juegos de pista de baile. Incluso bailaron la hora y comieron un pastel con el mensaje de felicitación & # 8220Mazel tov, Jordan! & # 8217 & # 8217

& # 8220Fue una de las noches más divertidas que puedo recordar & # 8217 & # 8217, dijo Newman, que trabaja en marketing en Boston. & # 8220Las fiestas de bar mitzvá ocurren en un momento en el que eres tan incómodo e incómodo al interactuar con las chicas. Supuestamente eres un hombre, pero todavía no has crecido en la fiesta del bar mitzvah. & # 8217 & # 8217.

No hay estadísticas sobre el fenómeno, pero parece que muchas personas se están convirtiendo en fiestas de bar mitzvah, incluso si tienen la edad suficiente para celebrar bodas, incluso si no son judíos. Ya sea por nostalgia o ironía, se basan en los elementos festivos y modernos de un importante evento del ciclo de vida judío: juegos de pista de baile, tablero de inicio de sesión y todo.

Lo que no están reviviendo es la parte religiosa. En las ceremonias de bar mitzvah (bat mitzvah para niñas), los jóvenes leen la Torá y dirigen la oración de la congregación de la sinagoga. Este rito de iniciación marca el momento en que los niños y niñas judíos se vuelven responsables de observar las leyes y tradiciones judías. Las fiestas nunca solían ser parte del paquete.

& # 8220 Solía ​​ser que usted & # 8217 iba a la sinagoga, decía algunas oraciones, [y] comía un trozo de bizcocho, & # 8217 & # 8217, dijo el rabino Moshe Waldoks del templo Beth Zion en Brookline.

Ya no. A lo largo de las décadas, la fiesta de bar mitzvah se ha convertido en un pilar para muchos judíos. Y, al igual que con otros eventos que marcan la transición a la edad adulta & # 8212 quinceañera & # 241era en las culturas latinoamericanas, por ejemplo & # 8212 las recepciones se han multiplicado y cobrado vida propia.

& # 8220 Hay & # 8217 una cierta presión que & # 8217s ejerce & # 8217 & # 8217 Waldoks. & # 8220Cada fiesta tiene que ser más grande que la siguiente. & # 8217 & # 8217

Estas fiestas tuvieron tal impacto en algunos jóvenes de 13 años que los celebrantes vuelven a intentarlo como adultos.

Becca Mohr, de 23 años, recién graduada de la Universidad de Tufts, se organizó una fiesta al estilo bat mitzvah el mes pasado para celebrar el décimo aniversario de la original, con una lista de reproducción de música de 10 años, un baile en círculo y el cha -cha tobogán.

Rich Parr, quien fue criado como católico pero tiene una esposa judía, tuvo una & # 8220Parr mitzvá & # 8217 & # 8217 en Allston por su 26 cumpleaños.

El reciente graduado de Tufts, James Kennedy, de 22 años, que tampoco es judío, tuvo una & # 8220James gets bar mitzvahed party & # 8217 & # 8217 con música popular de bar mitzvah como el baile del pollo, y sus amigos lo levantaron en una silla mientras bailaban la hora. .

& # 8220 & # 8217he estado intrigado por la cultura del judaísmo durante mucho tiempo & # 8217 & # 8217, dijo Kennedy, de 22 años, que vive en Washington, D.C.

La tendencia también ha afectado a la costa oeste. Los estudiantes de derecho judíos de la Universidad de Stanford patrocinarán una fiesta Mitzvah llamada & # 8220Open Bar & # 8217 & # 8217 la próxima semana con un DJ, bailes como la macarena, y barras luminosas y guitarras inflables. El volante incluye una foto del decano de la facultad de derecho, Larry Kramer, en su propio bar mitzvah. & # 8220Él era un muy buen deportista, & # 8217 & # 8217 dijo Lexi Schechtel, un estudiante que ayudó a organizar el evento. Estas fiestas no deben confundirse con & # 8220faux mitzvahs, & # 8217 & # 8217 elaborado bar o bat mitzvah- fiestas de estilo para jóvenes no judíos de 13 años.

Mei Patterson de Lynnfield organizó un evento de este tipo para su hija Tia el año pasado, con un DJ y & # 8220 un hermoso tema invernal de las maravillas & # 8217 & # 8217, dijo. En su ciudad, tener fiestas de cumpleaños número 13 & # 8220 es la nueva moda, & # 8217 & # 8217, dijo.

Las fiestas como Jordan Newman & # 8217s tienen menos que ver con celebrar la edad que tienen que la edad que tienen. fueron, & # 8220 a través de los ojos irónicos posmodernos & # 8217 & # 8217, dijo Larry Cohen, un cineasta de Brooklyn, Nueva York, y amigo de Newman & # 8217 que lo ayudó a planificar su fiesta. Se encuentran entre la primera generación de judíos estadounidenses de clase media que pasaron gran parte de su adolescencia asistiendo a fiestas elegantes de bar y bat mitzvah y tienen una experiencia vívida en su banco de memoria comunal. Estaba el orgullo que provenía de completar meses de estudio, leer la Torá y ser honrado por la comunidad.

Y estaba la vergüenza por lo que vino después. Posando para fotos con aparatos ortopédicos en los dientes. Que sus padres los vean bailar lentamente. Uno de los recuerdos dignos de vergüenza de Newman fue hacer una gran entrada en la sala de fiestas al son de la música deportiva de & # 8220 & # 821790s, cogidos del brazo con un par de bailarines. & # 8217 & # 8217.

& # 8220Es & # 8217 es una mini-boda & # 8217 & # 8217, dijo Jonathan Heller, director de Camp Hadar, un campamento diurno mixto judío en Salem, NH, que honra a los miembros del personal que han trabajado allí durante 13 años con una celebración que incluye una fiesta temática de bar mitzvah.

& # 8220 Mucho proviene de los padres. Quieren lanzar este evento que es grande y lujoso y estuvimos de viaje, & # 8217 & # 8217 Cohen. & # 8220 Hay tantas cosas en tu contra. El hecho de que eres un hombre y apenas puedes hablar con las chicas. Estás agotado. Hay mucha atención en ti. Todos los que asistieron a mi bar mitzvah lo pasaron muy bien, excepto yo. No es que lo haya pasado mal. Simplemente no la pasé bien. Solo quería ver lo que estaba pasando desde afuera. Lo que estaba pasando era yo, y era más de lo que quería manejar. & # 8217 & # 8217

Ahora Cohen, que cumplirá 26 años en septiembre, está pensando en tener su propio bar mitzvah doble. & # 8220 Por dos razones, & # 8217 & # 8217, dijo. & # 8220Es & # 8217s divertido. Y estás tratando de ser una mejor versión de ti mismo a los 13 cuando en realidad tienes 26. & # 8217 & # 8217

Newman dijo que le sorprendió la facilidad con la que sus amigos adoptaron el concepto de doble bar mitzvá.

& # 8220 Comenzaron a rodar con ideas: tienes que tener collares brillantes. Tienes que tener cerdos en mantas. Tienes que jugar & # 8216Mambo No. 5. & # 8217 Debemos usar corbatas que lleguen hasta la mitad de nuestras camisas. Tenemos que jugar Coca-Cola y Pepsi, & # 8217 & # 8217, dijo, refiriéndose a un juego de pista de baile que parece tener poca tracción fuera del circuito de bar-and-bat-mitzvah.

Con su presupuesto de $ 700, Newman pudo pagar un maestro de ceremonias, obsequios como saxofones inflables y camisetas que decían & # 8220Jordan & # 8217s Double Bar Mitzvah: This Time With Girls! & # 8217 & # 8217 A juzgar por un comentario sobre su tablero de inicio de sesión, la fiesta fue un éxito: & # 8220Jordan, sé que nos acabamos de conocer hace como 5 minutos, ¡pero pareces increíble por el mero hecho de que estás lanzando un doble bar mitzvah! Mazel tov! & # 8217 & # 8217

& # 8220Somos & # 8217somos una generación bastante nostálgica & # 8217 & # 8217, dijo Newman.

¿Y de qué no se debe sentir nostalgia?

& # 8220 Una fiesta es planeada por uno & # 8217s padres, pagada por uno & # 8217s padres & # 8212 es & # 8217s casi como una cosa de Peter Pan, & # 8217 & # 8217, dijo Sylvia Barack Fishman, presidenta de la Universidad de Brandeis & # 8217s Departamento de Estudios del Cercano Oriente y Judaicos. & # 8220Es & # 8217 un anhelo de un tiempo más seguro. & # 8217 & # 8217

Pero por motivos religiosos & # 8220 & # 8217 es bastante pálido, judío & # 8217 & # 8217, dijo el rabino Waldoks. & # 8220 El hecho de que un joven de 26 años quiera tener un doble bar mitzvah es maravilloso. Pero me encantaría que viniera a la sinagoga y volviera a hacer su haftará, dijo, en referencia a una lectura de la Biblia hebrea. & # 8220I & # 8217 Estoy seguro de que trabajó muy duro para hacerlo la primera vez. & # 8217 & # 8217


No volvamos a cambiar el tiempo

El control remoto parece estar suspendido en el aire por un momento, su sensor de infrarrojos se mezcla con la luz que entra por la ventana para crear un arco iris pixelado antes de que el dispositivo se estrelle contra la pantalla de mi televisor. Me recuesto, satisfecho de que mi rabia haya encontrado una salida terapéutica, luego me vuelvo y busco otras cosas para romper.

Probablemente se esté preguntando cómo llegué aquí. Así que retrocedamos unas semanas antes para explicarlo. ¿O sería mejor si contara mi historia de la aflicción de los críticos de televisión en el orden correcto, en lugar de comenzar con un incidente semi-emocionante antes de rebobinar sobre cómo las cosas? De Verdad ¿empezó? Porque una plaga ha descendido sobre la tierra de Peak TV, una en la que las líneas de tiempo fracturadas están chupando la vida de demasiadas historias.

Más de Rolling Stone

La idea de la narración no cronológica en sí está lejos de ser nueva para la televisión. Seinfeld hizo un episodio en el que la historia corría al revés, llamado "La traición", tres años antes de Christopher Nolan Recuerdo llegar a los cines. Juggernaut del drama de los noventa ER eventualmente se enamoró de la idea de comenzar episodios en medio de una historia (a.k.a. in medias res) y luego retroceder varias horas para ilustrar cómo uno de los heroicos médicos se metió en esa difícil situación.

Sin embargo, recientemente, el chyron de "24 horas antes" ha pasado de ser un truco ocasional a lo que se siente como el predeterminado narrativo. Solo la semana que viene, se estrenarán tres series con guión que utilizan alguna variación del dispositivo: HBO Max Hecho para el amor (1 de abril), Netflix La serpiente (2 de abril) y AMC Pandillas de Londres (4 de abril). De hecho, sería difícil identificar cualquier serie que se estrenó recientemente y que no se montó un poco con el tiempo, en comparación con nombrar las que sí lo hicieron. Incluso los programas creados para niños en edad preescolar, como Netflix Ciudad de fantasmas, no puedo resistirlo!

Entonces, ¿por qué, te preguntarás, es esto un problema? ¿Me acabo de convertir en un anciano que le grita a las nubes? ¿O son los niños los que se equivocan?

Cuando se usan de manera inteligente, las narrativas revueltas, los flashbacks, los flash-forwards, las líneas de tiempo paralelas, etc., pueden tener un impacto increíble. Tres de los mejores pilotos de drama jamás realizados - Alias, Perdió, y Breaking Bad - utilizan uno o más de estos dispositivos, y son mucho más interesantes para ellos. Alias comienza con una Sydney Bristow de cabello canela a punto de ser torturada por funcionarios del gobierno chino, luego rebota entre esa situación y la historia de cómo terminó esposada a una silla, con los dientes en riesgo de extracción. Perdió (también de J.J. Abrams, aunque el co-creador Damon Lindelof ha jugado con mucho tiempo en sus proyectos posteriores) comienza momentos después del accidente de Oceanic 815, y solo más tarde ofrece vislumbres de los pasajeros en pleno vuelo. Y Breaking Bad comienza con Walter White en ropa interior, grabando un mensaje de video de despedida para su familia, ya que espera morir en un tiroteo con la policía, luego la historia se sumerge en su vida anterior a la metanfetamina. Esos programas también continuaron avanzando y retrocediendo en el tiempo según fuera necesario a lo largo de sus carreras, con Perdió dedicar una temporada entera al viaje en el tiempo y Breaking Bad burlándose de su final de serie al comienzo de la temporada anterior.

Así que las narrativas no lineales en sí mismas no son el problema. Es que demasiadas personas, tanto creadores como ejecutivos, miraron los programas que lo hicieron bien y dijeron: "¡Oh, eso es fácil! Nosotros también podemos hacerlo ". Entonces, lo que alguna vez fue una delicia artesanal ocasional, ahora es comida chatarra tan mala y producida en masa, que ni siquiera obtienes el subidón de azúcar inicial.

Varios showrunners me han dicho que esta es ahora una nota frecuente que reciben de los jefes de la red y del estudio, especialmente en los episodios piloto. (Uno incluso afirmó que aceptar la nota era el precio de obtener luz verde para su programa). Con tantos programas para elegir, todos temen perder la atención de los espectadores ni siquiera por un segundo. Entonces, han decidido que la forma más simple y segura de evitar eso es pasar de la aburrida exposición, presentar a alguien saltando a través de una ventana de vidrio o robando un banco vestido como Angela Merkel, y solo entonces presentar a todos adecuadamente (*) . Pero muy pocos creadores son tan talentosos como Vince Gilligan (quien también usa un dispositivo de encuadre no lineal para cada temporada del Breaking Bad escindir Mejor llamar a Saul). Entonces, entre la caída en el arte básico y la absoluta ubicuidad del dispositivo, lo que se supone que excita ("¡Oh, no puedo esperar para descubrir de qué se trata!") En lugar de agravar ("¿Oh, esto otra vez?").

(*) Lo que es particularmente exasperante es cuando los avances en flash-forward no son tan emocionantes para empezar. NatGeo’s Lo correcto La serie comienza con dos de sus astronautas trotando, afeitándose y desayunando de forma competitiva. antes de que la historia retroceda dos años en el pasado para comenzar la historia de cómo llegaron a disgustarse tanto el uno al otro. Abrir in media res en general delata una falta de confianza en el material, pero cuando empiezas con tipos que comen malhumorados bistec y huevos, es mejor que te rindas.

La ostentación y el uso excesivo de comenzar en el medio también pueden tener la consecuencia involuntaria de sacar al espectador de la historia. Sabemos que disfrutamos de una ficción, pero los narradores deben tener mucho cuidado de cómo y con qué frecuencia nos lo recuerdan, de la misma manera que los escritores de Superman generalmente están mejor si no intentan explicar por qué un par de anteojos son lo suficiente como para ocultar la identidad de Clark Kent. Cuando haces un seguimiento de las líneas de tiempo y buscas pistas sobre cómo se vincularán el pasado y el presente, no estás tan concentrado en lo que los personajes sienten y experimentan en el momento que realmente estás mirando.

Este es un problema aún mayor para los programas que destruyen sus líneas de tiempo más allá de sus escenas iniciales. La primera temporada de Verdadero detective Hizo esto maravillosamente, con destellos de Rust Cohle y Marty Hart, de mediana edad y arruinados, que proporcionaron un ancla emocional y algo de claridad narrativa para las escenas de flashback sobre el caso en el que trabajaron juntos. Sin embargo, con mayor frecuencia, trazar en qué línea de tiempo te encuentras y cómo se relaciona con las demás se convierte en un trabajo que desconecta al espectador de la historia que está viendo. Incluso cuando hay un punto temático para volverse no lineal, como las primeras temporadas de Westworld se trataba de que tanto los humanos como las máquinas quedaran atrapados en sus propios circuitos de comportamiento, el esfuerzo mental requerido casi siempre supera la recompensa espiritual.

El drama criminal británico lleno de acción Pandillas de Londres juega con el tiempo de manera menos agresiva que otros estrenos notables de la próxima semana, avanzando en gran medida cronológicamente después de una colorida escena de asesinato in medias res para crear el ambiente. Hecho para el amor, una comedia de ciencia ficción protagonizada por Cristin Milioti como una mujer cuyo marido magnate de la tecnología implanta un chip en su cabeza para rastrear sus acciones y pensamientos, zigzaguea a través de toda la historia del feo matrimonio, e incluso antes. La serpiente, sobre el asesino en serie de la vida real Charles Sobhraj (Tahar Rahim) que se aprovechó de los turistas occidentales que viajaban por el "sendero hippie" de Asia en los años setenta, dramatiza los muchos crímenes de Sobhraj completamente fuera de lugar, y en paralelo con una línea de tiempo cronológica donde el diplomático holandés Herman Knippenberg (Billy Howle) y su esposa Angela (Ellie Bamber) se convierten en detectives aficionados cuando las autoridades locales no investigan lo suficiente el asesinato de un par de turistas holandeses.

Hecho para el amor al menos obtiene algo de cómic al presentar eventos casi al azar, y encaja con la idea de que el personaje de Milioti revise constantemente su pasado para evitar pensar en su deprimente presente. La serpiente, sin embargo, se socava a cada paso al no moverse en una dirección. Hay chyron frecuentes para recordarle al espectador dónde se encuentran exactamente en la historia de Sobhraj, pero es posible que se requiera una pizarra para recordar cuándo ocurren ciertos eventos en relación con otros. Las escenas a menudo se presentan varias veces desde múltiples perspectivas en diferentes episodios, en teoría para proporcionar un nuevo contexto a lo que vimos anteriormente. Junto con los métodos ritualizados de Sobhraj (envenenaba a sus víctimas, enfermándolas lo suficiente como para depender de él para todo), hace que la historia se sienta más monótona de lo previsto. (Nadie necesita ver tantas escenas de personas retorciéndose con malestar intestinal). Y aunque el enfoque no lineal a veces eleva el nivel de suspenso, en su mayoría se interpone en el camino. Jenna Coleman ofrece una sólida actuación como la novia de Sobhraj, Marie-Andrée Leclerc, pero la forma en que Leclerc evoluciona de un interés amoroso desprevenido a un cómplice semi-dispuesto se pierde en toda la confusión. Eventualmente, las dos líneas de tiempo se fusionan, con Herman y Angela progresando lo suficiente como para La serpiente adquiere una urgencia acorde con las atrocidades cometidas por Sobhraj. Esos últimos capítulos son tan tensos, emocionantes y, a veces, conmovedores que los rebobinados periódicos no interfieren demasiado. La pregunta es cuántos espectadores se quedarán para obtener esa recompensa.

La estructura le resultará familiar a partir de una serie de documentales recientes, como El voto o El ultimo baile. In many cases, it feels like an attempt to hide the padding of a story that easily could have been told in half the time (if not less). This is a variation on the problem of so many series these days being feature-film ideas that were simply expanded when they couldn’t be sold to a movie studio. But a “10-hour movie” presented in this convoluted way ultimately isn’t any more satisfying than one that goes in order.

I asked a writer who’s worked both on shows that are chronological and shows that aren’t about the proliferation of nonlinear narrative. They said, “You have to answer, ‘Why are you doing this?'” The device is generally more effective at revealing character than in concealing plot, this writer argued, and is best when the audience winds up in the same headspace as the character — like with poor Leonard with his short-term memory problems in Recuerdo. Too many recent shows just go out of sequence for an initial jolt of adrenaline, or to turn basic story points into mysteries, leaving the whole thing feeling at best like an empty exercise, at worst like an annoying rehash of tropes that half of television currently uses. “When you think about it,” the writer added, “todos stories start in medias res,” because even a story that begins with a character’s birth is still coming in after their parents met, etc. Once upon a time, though, stories generally continued on from wherever they chose to begin, and that’s happening much less often than it should.

As I’ve watched a lot of in medias res openings over the last few years, I’ve frequently vented that if you can’t tell your story chronologically in order, then you should find a different story to tell. That’s obviously reductive thinking I wouldn’t want to see wholly linear versions of Recuerdo o Breaking Bad o Pulp Fiction. Still, far too many series are unsticking themselves in time now, and doing it poorly. The device has gone from a rare and thrilling surprise to a familiar and frustrating crutch — one that shows like The Serpent keep tripping over.

TV shows don’t have to stay linear, but at this moment in time, they need a really good reason not to. For the sake of my endangered TV screen, if nothing else.

See where your favorite artists and songs rank on the Rolling Stone Charts.

Sign up for Rolling Stone’s Newsletter. For the latest news, follow us on Facebook, Twitter, and Instagram.

Patton Oswalt talks 'Penguin Town' and why he's so into voicing stories about animals

Megan Fox and Machine Gun Kelly steal the spotlight at Billboard Music Awards with barely-there dress, black tongue, major PDA

First ɾternals' trailer reveals Marvel's most diverse cast of heroes ever

John Oliver tricks local news stations into promoting fake sexual-enhancement blanket

'You nailed it!': Pink's 9-year-old daughter's aerial act is breakout moment of 2021 Billboard Music Awards

Prince Harry Shares New Photos of Archie and Reveals His First Words

"It's the sweetest thing but at the same time makes me really sad."

Report: Packers QB Aaron Rodgers not reporting to start of OTAs

Packers QB Aaron Rodgers will not be reporting to the start of OTAs.

AnuncioColoque una bolsa en el espejo de su automóvil cuando viaje

Trucos de limpieza de coches brillantes que los distribuidores locales desearían que no supieras

Megan Fox Brought Back the Naked Dress on the Billboard Music Awards Red Carpet

She and Machine Gun Kelly definitely know how to make a red carpet moment.

Should the Bills trade for Falcons WR Julio Jones?

Breaking down the Buffalo Bills trading for Atlanta Falcons WR Julio Jones.

Yellowstone tourist is no ‘bison whisperer,’ just reckless

A baby bison surrounded by protecting cows refused to budge on a road in Yellowstone National Park. Then a tourist did the unthinkable.

AnuncioWant To Learn A Language In 2021?

7 Reasons This App Is Essential For Your Language-Learning Needs.

Body of missing man found inside dinosaur statue

Police said a father and son noticed a smell coming from a papier-mâché dinosaur figure.

That Broken Wheel Nut Is Still Stuck on Valtteri Bottas's F1 Car

Bottas retired from the Grand Prix of Monaco with a wheel nut issue. A day later, that wheel is still there.

Here’s a potential asking price for Julio Jones if Patriots pursue the WR

The potential price for the 32-year-old isn't as steep as some would imagine.

Queen Elizabeth Is Reportedly "Deeply Upset" with Harry's Latest Comments About the Royal Family

She's said to be taking his criticisms "very personally."

Marjorie Taylor Greene's 'Incoherent' Twitter Fight With Robert Reich Is A Doozy

The GOP lawmaker didn't seem to recognize the former U.S. labor secretary when he called for her expulsion from Congress.

Evangeline Lilly May Have Accidentally Revealed the Return of a Major Marvel Villain

A recent Instagram post from the ɺnt-Man and the Wasp' star could count as a major spoiler.

How much money each player won at the PGA Championship

It pays to play well in major championships. Just ask Phil Mickelson.

‘NCIS: Los Angeles’ Loses Two Longtime Series Regulars In Season 12 Finale

It’s end of watch for a pair of longtime regular cast members of NCIS: Los Angeles. As the CBS military-crime drama wrapped its 12th season Sunday night, Intelligence agent Nell Jones (Renée Felice Smith) and tech consultant Eric Beale (Barrett Foa) worked their final cases. Smith was with the show since Season 2 in 2010, […]

‘Listen, man, you stiffed me’: Recalling the time Brooks Koepka asked Phil Mickelson for an autograph

In the late 90s, Brooks Koepka was at the Masters. "I asked him for an autograph. Probably about the only kid Phil's ever turned down."

Michigan father of 5 dies after refusing vaccine

A Michigan family is mourning the loss of their beloved patriarch who passed from COVID-19 after refusing the vaccine. Antwone Rivers, 39, and his wife, Hollie, took COVID-19 preventative methods seriously by wearing masks and social distancing from others, but neither felt comfortable getting the vaccine. “It was funny because two weeks prior to this happening, we were talking about it more, saying maybe we should get vaccinated, and now it’s like, a big loss for everybody,” Hollie shared with FOX 2 News.

‘Eternals:’ Watch the First Trailer for Chloé Zhao’s Marvel Movie

Marvel Studios has released the first trailer for Chloé Zhao’s “Eternals,” which is set to release in theaters on Nov. 5. The Marvel Cinematic Universe’s latest space outing will follow an immortal alien race, called the Eternals, who have secretly lived on Earth for thousands of years. The heroes possess different powers and abilities, including […]


‘The Rocky Horror Picture Show: Let’s Do the Time Warp Again’: TV Review

Laverne Cox makes an acceptable Frank-n-Furter, but Kenny Ortega's new 'Rocky Horror Picture Show' for Fox lacks any cult appeal.

Daniel Fienberg

  • Comparte este artículo en Facebook
  • Comparte este artículo en Twitter
  • Comparte este artículo sobre correo electrónico
  • Mostrar opciones de acciones adicionales
  • Comparte este artículo sobre impresión
  • Comparte este artículo en Comentar
  • Comparte este artículo en Whatsapp
  • Comparte este artículo en Linkedin
  • Comparte este artículo en Reddit
  • Comparte este artículo en Pinit
  • Comparte este artículo en Tumblr

  • Comparte este artículo en Facebook
  • Comparte este artículo en Twitter
  • Comparte este artículo sobre correo electrónico
  • Mostrar opciones de acciones adicionales
  • Comparte este artículo sobre impresión
  • Comparte este artículo en Comentar
  • Comparte este artículo en Whatsapp
  • Comparte este artículo en Linkedin
  • Comparte este artículo en Reddit
  • Comparte este artículo en Pinit
  • Comparte este artículo en Tumblr

When Fox’s Grease Live! premiered back in January, appreciative critics, myself included, weren’t so much impressed with the originality of the production &mdash many or most of its best moments were straight out of the beloved movie &mdash as they were with how much inspiration director Thomas Kail and his creative team were able to wring within the restrictions of a live TV broadcast.

That’s a grading curve that benefited Grease Live! and one that’s slightly unfair to Fox’s The Rocky Horror Picture Show: Let’s Do the Time Warp Again. But it’s hard not to be struck by how comparatively little inspiration helmer Kenny Ortega was able to get from this canned and slightly mummified remake of the cult musical and film. Not airing live and never intended to air live, Let’s Do the Time Warp Again suffers from suffocating staging and an utter lack of reflection on the source material &mdash but also from the source material itself, as what little energy it possesses is gone by a second half that turns into a real slog.

AIR DATE Oct 20, 2016

Historias relacionadas

'Grease: Live': TV Review

Working off the original script by Richard O’Brien and Jim Sharman , Fox’s Horror rocoso take begins with an usherette (Ivy Levan ) singing “Science Fiction Double Feature” and introducing a framing device in which an audience is watching and very rarely reacting to the movie we’re seeing. It’s a conceit that adds nothing, but at least acknowledges the importance of audience participation to the Horror rocoso fenómeno. (More on this later.)

I must have seen Espectáculo de imágenes de terror rocoso at least five times with crowds before I even began to understand or care about the plot, and that narrative superfluousness is only reinforced in this context. Newly engaged squares Brad (Ryan McCartan ) and Janet (Victoria Justice) are seeking refuge from a storm when they duck into a castle to use the phone. Brad and Janet are lucky enough to show up for the Annual Transylvanian Convention, a gathering either attended or serviced by an assortment of outlandish personalities including Igor-esque Riff Raff (Reeve Carney), shrieky Magenta (Christina Milian ) and lollipop-loving Columbia ( Annaleigh Ashford) and briefly crashed by motorcycle-riding Eddie (Adam Lambert). The true belle of the ball, though, is Dr. Frank-N-Furter ( Laverne Cox), who has successfully made an idealized man, Rocky ( Staz Nair ). Murder, deflowering scientific investigation and gender and sexual fluidity ensue.

An opinion on Horror rocoso (the show, regardless of its specific adaptation) that should let you know if you want to believe anything I say anyway: The musical is front-loaded to an untenable degree. The first half of the show has “Science Fiction Double Feature,” “ Dammit Janet,” “The Time Warp,” “Sweet Transvestite,” “I Can Make You a Man” and “Touch-a, Touch-a, Touch-a, Touch Me.” The second half of the musical contains a lot of expositional songs that I’m always convinced I’m hearing for the first time. What that means is that either a production establishes sufficient momentum in its first hour to coast for the last hour, or it’s doomed.

Mostly, Ortega’s production is doomed, as one number after another fails to capture any of the spirit of abandon that’s demanded to move the story along. “ Dammit Janet” finds Janet and Brad rushing through a graveyard in the throes of love, but the camera barely moves with them, or it even impedes their progress. Is it dull staging or meant to reflect how lifeless their romance is? I suspect the former, but feel free to believe the latter. “The Time Warp” is also an unexpected drag, edited to capture neither the singing, nor the rhythms of the choreography. Too often in these scenes, which have to sell the anarchic nonsense of the entire endeavor, the camera seems glued in position and the editors seem to be working from a paucity of options that favor neither production scale nor performance intimacy.

And it’s the treatment of what’s happening within the frame that’s flat, not what’s actually there, because my sense is that the choreography itself is far more ambitious than what’s in the original movie. And I’m sure that the costumes, especially Frank-N-Furter’s attire, are a leap forward. Nothing is being showcased in a way that captures the joy.

Sadly, that applies to so many of the performances. Once the show was always going to be filmed and not live, I get why the singing wasn’t performed live, but the soundtrack album that the actors are lip-synching to has been overproduced to the point that almost all vocal distinctiveness is gone and then those vocals get pushed down in the mix. It’s one thing when Disney-ified singers like Justice and McCartan are produced to sound smoothed out and undistractingly bland, but Lambert and Carney both have recognizable voices and ample rock-musical chops, which you’d never know from “Time Warp” and “Hot Patootie .” Since Justice and McCartan are playing characters meant to be wooden, at least initially, their performances aren’t hurt, and Justice in particular leverages her tween-friendly image for some playful sexiness. But Lambert and Carney, and so many of the flashier characters in the show, are hampered by a production that has given absolutely no apparent consideration to how what was daring and countercultural and outré in 1975 might not read the same way in 2016. If you do a show like this without any interpretation or reimagining , you miss what attracted audiences to the show in the first place and you just end up further sanitizing material that was edgy 40 years ago but can be done by high school drama departments today without a blush.

Having a hero self-described as a “sweet transvestite from Transsexual, Transylvania” was once shocking, but now we only blink to emphasize that “transvestite” isn’t on anybody’s list of preferred terminology and we can have a trans actress playing Dr. Frank-n-Furter and that’s great and it’s progress. But might it be smart and creative to look at what it means when one of the most unorthodox characters in the history of musicals has become oddly conventional and accepted by the orthodoxy? You don’t have to change a word of the show to come to it with a vision for how to make what was once weird and wonderful feel renewed and what was once significant and boundary-pushing maintain some of that significance. That hasn’t been done here.

Historias relacionadas

Tim Curry Blesses Fox's 'Rocky Horror' Remake

Part of why I ended up coming around on Cox’s performance is that her voice isn’t that great, so when she sings it ceases to be a matter of the big notes she’s hitting, but rather the performance and intonation. Her limitations force her to act, and in acting, her versions of the songs and the character can’t be rendered forgettable. Cox’s arrival isn’t the force-of-nature jolt of adrenaline that Tim Curry (a welcome presence here as the Narrator) is in the original movie, and her failure to hijack the show weakens the second half even further, but it’s one of the few performances here that you can say really stands out as distinctive. The only actual adrenaline jolt comes from the appearance of Tony winner Ashford (You Can’t Take It With You), whose personality and talent pop onscreen so vividly that I spent much of the show wishing Columbia had more of a part.

Most of the rest of my attention, which wasn’t being held very well, was going to pondering how Fox and Ortega might have better integrated the audience component. I accept that you can’t pretend the midnight shows aren’t the reason we still talk about Horror rocoso today, but this acknowledgement of audience participation might be worse than ignoring. As anybody who has been to the midnight shows knows, they’re lewd, uncouth, sloppy and often hijack the scripted movie. The audience participation is simultaneously embracing and subverting. You can go to a midnight show in London or Boston or Los Angeles and expect some overlap, but you’ll also hear responses you’ve never heard before. It’s organized, but with room for anarchy, an uncontrolled response to a movie that attempts to control an uncontrolled stage show.

But here, the audience is reduced to fewer than a dozen G-rated reactions, all predictable and all delivered in unison. It’s a blunted assimilation of a populist reaction to a text, an absorption and commodification of something that was once pure and organic. It’s like when Hillary Clinton’s Twitter feed tries to adopt a popular meme and your reaction is, “ Awww … it’s cute that her social media interns tried, but that will never be cool again.” And just as I became disengaged in the last hour, the audience stopped playing any role, practically confirming its purpose as pandering and not contributing to the production at all.

Streaming lags make such things difficult, but a better handling of the audience problem might have been to film two different complete audiences doing their thing while watching the entirety of The Rocky Horror Picture Show: Let’s Do the Time Warp Again, one family-friendly and one NSFW . Then Fox could have streamed those full reaction tracks as a second screen experience.

I guess doing that would have been impractical, since you’d have had audiences checking out early and falling into silence. You can’t force a cult following and the limply conceived The Rocky Horror Picture Show: Let’s Do the Time Warp Again probably isn’t going to get that kind of following (or any kind of following) on its own.


‘The Rocky Horror Picture Show: Let’s Do the Time Warp Again’: TV Review

Laverne Cox makes an acceptable Frank-n-Furter, but Kenny Ortega's new 'Rocky Horror Picture Show' for Fox lacks any cult appeal.

Daniel Fienberg

  • Comparte este artículo en Facebook
  • Comparte este artículo en Twitter
  • Comparte este artículo sobre correo electrónico
  • Mostrar opciones de acciones adicionales
  • Comparte este artículo sobre impresión
  • Comparte este artículo en Comentar
  • Comparte este artículo en Whatsapp
  • Comparte este artículo en Linkedin
  • Comparte este artículo en Reddit
  • Comparte este artículo en Pinit
  • Comparte este artículo en Tumblr

  • Comparte este artículo en Facebook
  • Comparte este artículo en Twitter
  • Comparte este artículo sobre correo electrónico
  • Mostrar opciones de acciones adicionales
  • Comparte este artículo sobre impresión
  • Comparte este artículo en Comentar
  • Comparte este artículo en Whatsapp
  • Comparte este artículo en Linkedin
  • Comparte este artículo en Reddit
  • Comparte este artículo en Pinit
  • Comparte este artículo en Tumblr

When Fox’s Grease Live! premiered back in January, appreciative critics, myself included, weren’t so much impressed with the originality of the production &mdash many or most of its best moments were straight out of the beloved movie &mdash as they were with how much inspiration director Thomas Kail and his creative team were able to wring within the restrictions of a live TV broadcast.

That’s a grading curve that benefited Grease Live! and one that’s slightly unfair to Fox’s The Rocky Horror Picture Show: Let’s Do the Time Warp Again. But it’s hard not to be struck by how comparatively little inspiration helmer Kenny Ortega was able to get from this canned and slightly mummified remake of the cult musical and film. Not airing live and never intended to air live, Let’s Do the Time Warp Again suffers from suffocating staging and an utter lack of reflection on the source material &mdash but also from the source material itself, as what little energy it possesses is gone by a second half that turns into a real slog.

AIR DATE Oct 20, 2016

Historias relacionadas

'Grease: Live': TV Review

Working off the original script by Richard O’Brien and Jim Sharman , Fox’s Horror rocoso take begins with an usherette (Ivy Levan ) singing “Science Fiction Double Feature” and introducing a framing device in which an audience is watching and very rarely reacting to the movie we’re seeing. It’s a conceit that adds nothing, but at least acknowledges the importance of audience participation to the Horror rocoso fenómeno. (More on this later.)

I must have seen Espectáculo de imágenes de terror rocoso at least five times with crowds before I even began to understand or care about the plot, and that narrative superfluousness is only reinforced in this context. Newly engaged squares Brad (Ryan McCartan ) and Janet (Victoria Justice) are seeking refuge from a storm when they duck into a castle to use the phone. Brad and Janet are lucky enough to show up for the Annual Transylvanian Convention, a gathering either attended or serviced by an assortment of outlandish personalities including Igor-esque Riff Raff (Reeve Carney), shrieky Magenta (Christina Milian ) and lollipop-loving Columbia ( Annaleigh Ashford) and briefly crashed by motorcycle-riding Eddie (Adam Lambert). The true belle of the ball, though, is Dr. Frank-N-Furter ( Laverne Cox), who has successfully made an idealized man, Rocky ( Staz Nair ). Murder, deflowering scientific investigation and gender and sexual fluidity ensue.

An opinion on Horror rocoso (the show, regardless of its specific adaptation) that should let you know if you want to believe anything I say anyway: The musical is front-loaded to an untenable degree. The first half of the show has “Science Fiction Double Feature,” “ Dammit Janet,” “The Time Warp,” “Sweet Transvestite,” “I Can Make You a Man” and “Touch-a, Touch-a, Touch-a, Touch Me.” The second half of the musical contains a lot of expositional songs that I’m always convinced I’m hearing for the first time. What that means is that either a production establishes sufficient momentum in its first hour to coast for the last hour, or it’s doomed.

Mostly, Ortega’s production is doomed, as one number after another fails to capture any of the spirit of abandon that’s demanded to move the story along. “ Dammit Janet” finds Janet and Brad rushing through a graveyard in the throes of love, but the camera barely moves with them, or it even impedes their progress. Is it dull staging or meant to reflect how lifeless their romance is? I suspect the former, but feel free to believe the latter. “The Time Warp” is also an unexpected drag, edited to capture neither the singing, nor the rhythms of the choreography. Too often in these scenes, which have to sell the anarchic nonsense of the entire endeavor, the camera seems glued in position and the editors seem to be working from a paucity of options that favor neither production scale nor performance intimacy.

And it’s the treatment of what’s happening within the frame that’s flat, not what’s actually there, because my sense is that the choreography itself is far more ambitious than what’s in the original movie. And I’m sure that the costumes, especially Frank-N-Furter’s attire, are a leap forward. Nothing is being showcased in a way that captures the joy.

Sadly, that applies to so many of the performances. Once the show was always going to be filmed and not live, I get why the singing wasn’t performed live, but the soundtrack album that the actors are lip-synching to has been overproduced to the point that almost all vocal distinctiveness is gone and then those vocals get pushed down in the mix. It’s one thing when Disney-ified singers like Justice and McCartan are produced to sound smoothed out and undistractingly bland, but Lambert and Carney both have recognizable voices and ample rock-musical chops, which you’d never know from “Time Warp” and “Hot Patootie .” Since Justice and McCartan are playing characters meant to be wooden, at least initially, their performances aren’t hurt, and Justice in particular leverages her tween-friendly image for some playful sexiness. But Lambert and Carney, and so many of the flashier characters in the show, are hampered by a production that has given absolutely no apparent consideration to how what was daring and countercultural and outré in 1975 might not read the same way in 2016. If you do a show like this without any interpretation or reimagining , you miss what attracted audiences to the show in the first place and you just end up further sanitizing material that was edgy 40 years ago but can be done by high school drama departments today without a blush.

Having a hero self-described as a “sweet transvestite from Transsexual, Transylvania” was once shocking, but now we only blink to emphasize that “transvestite” isn’t on anybody’s list of preferred terminology and we can have a trans actress playing Dr. Frank-n-Furter and that’s great and it’s progress. But might it be smart and creative to look at what it means when one of the most unorthodox characters in the history of musicals has become oddly conventional and accepted by the orthodoxy? You don’t have to change a word of the show to come to it with a vision for how to make what was once weird and wonderful feel renewed and what was once significant and boundary-pushing maintain some of that significance. That hasn’t been done here.

Historias relacionadas

Tim Curry Blesses Fox's 'Rocky Horror' Remake

Part of why I ended up coming around on Cox’s performance is that her voice isn’t that great, so when she sings it ceases to be a matter of the big notes she’s hitting, but rather the performance and intonation. Her limitations force her to act, and in acting, her versions of the songs and the character can’t be rendered forgettable. Cox’s arrival isn’t the force-of-nature jolt of adrenaline that Tim Curry (a welcome presence here as the Narrator) is in the original movie, and her failure to hijack the show weakens the second half even further, but it’s one of the few performances here that you can say really stands out as distinctive. The only actual adrenaline jolt comes from the appearance of Tony winner Ashford (You Can’t Take It With You), whose personality and talent pop onscreen so vividly that I spent much of the show wishing Columbia had more of a part.

Most of the rest of my attention, which wasn’t being held very well, was going to pondering how Fox and Ortega might have better integrated the audience component. I accept that you can’t pretend the midnight shows aren’t the reason we still talk about Horror rocoso today, but this acknowledgement of audience participation might be worse than ignoring. As anybody who has been to the midnight shows knows, they’re lewd, uncouth, sloppy and often hijack the scripted movie. The audience participation is simultaneously embracing and subverting. You can go to a midnight show in London or Boston or Los Angeles and expect some overlap, but you’ll also hear responses you’ve never heard before. It’s organized, but with room for anarchy, an uncontrolled response to a movie that attempts to control an uncontrolled stage show.

But here, the audience is reduced to fewer than a dozen G-rated reactions, all predictable and all delivered in unison. It’s a blunted assimilation of a populist reaction to a text, an absorption and commodification of something that was once pure and organic. It’s like when Hillary Clinton’s Twitter feed tries to adopt a popular meme and your reaction is, “ Awww … it’s cute that her social media interns tried, but that will never be cool again.” And just as I became disengaged in the last hour, the audience stopped playing any role, practically confirming its purpose as pandering and not contributing to the production at all.

Streaming lags make such things difficult, but a better handling of the audience problem might have been to film two different complete audiences doing their thing while watching the entirety of The Rocky Horror Picture Show: Let’s Do the Time Warp Again, one family-friendly and one NSFW . Then Fox could have streamed those full reaction tracks as a second screen experience.

I guess doing that would have been impractical, since you’d have had audiences checking out early and falling into silence. You can’t force a cult following and the limply conceived The Rocky Horror Picture Show: Let’s Do the Time Warp Again probably isn’t going to get that kind of following (or any kind of following) on its own.


The Rocky Horror Picture Show: Let’s Do The Time Warp Again review

Doing the Time Warp again is trickier than it looks, as this Fox Halloween tribute to the original Rocky Horror shows.

El espectáculo de imágenes de terror de Rocky is a formula that continues to work astonishingly well, all things considered. It’s a borderline nonsensical celebration of the camp and the queer that still delights audiences four decades on. It’s also a formula that a lot of filmmakers and stage directors are fearful to change. Not least because the musical and film has such a devout and protective purist fan-base.

Redoing Horror rocoso is a Herculean task, then, but, in my eyes, nobody is better equipped to tackle it than Kenny Ortega. The man who directed Hocus Pocus y el Musical de secundaria trilogy as well as being the choreographer for Baile sucio y Día libre de Ferris Bueller is a more-than safe pair of hands, he’s almost a sure-fire way to guarantee The Rocky Horror Picture Show: Let’s Do The Time Warp Again éxito.

On the other hand, the casting of activist and actor Laverne Cox as the show’s hypersexual, unhinged scientist, was, initially, less inspiring. Putting aside the rather perplexing gender politics involved, Cox isn’t a singer and many felt, right up until broadcast, that she wasn’t right for the part. But, despite reservations, Cox knocked it out of the park.

Dr Frank-N-Furter anchors every production of El espectáculo de imágenes de terror de Rocky and so is crucial to the success of any production. Laverne Cox’s take on the character is visually different to her predecessors (who traditionally hew closer to the look of Tim Curry’s original, iconic Frank-N-Furter) but she has the right kind of energy for the role. She fills the scientist with just the right amount of malice, mischievousness and bawdiness, but it feels like she’s being stopped from fully embracing the part’s edgier sides, and that’s not Cox’s fault.

Ad – content continues below

There’s a slickness to El espectáculo de imágenes de terror de Rocky that really shouldn’t exist. It’s a musical that works best when executed crudely, with an appealingly makeshift set design that creates an overall feeling of spontaneity. Because spontaneous energy really is Horror rocoso’s bread and butter, Ortega’s new ‘tribute’ (the marketing insisted time and time again that it wasn’t a remake while it technically is, it’s clear that everyone involved has a great deal of respect for the original and simply wants to have a bit of fun) has far too expensive production values and fails to capture the right aesthetic.

It doesn’t help that the studio’s influence is clear. Aside from noticeable cosmetic differences (Columbia wears a tutu instead of hot pants Rocky’s pants are looser Dr Frank-N-Furter is significantly more clothed), the more sexed-up scenes are deprived of any raunch. This only hampers those involved in them – Cox, Ryan McCartan, Victoria Justice, and Staz Nair – with pretty lifeless material to work with. Justice, who plays the wide-eyed, virginal Janet Weiss, gets the best song in the form of Touch-a, Touch-a, Touch-a, Touch Me but it lacks any kind of meaning with decidedly unsexy choreography and a prudish direction.

On many occasions The Rocky Horror Picture Show: Let’s Do The Time Warp Again feels forced but the performances manage to shine through. Save for Laverne Cox, McCartan and Justice as Janet and Brad are far and away the best part of this production and both nail the roles of the strait-laced yet open-minded sweethearts. It’s also great to see Tim Curry pop up as the Criminologist, the show’s omniscient narrator.

As a musical, this Horror rocoso works (no small thanks to the fact the original script and songs are used) and like the set design the music has been tweaked. Not all the songs work, however. Sweet Transvestite is a bit creaky, particularly owing to Dr Frank-N-Furter’s glammed-up appearance and the fact the character is, bluntly, no longer a transvestite. Touch-a, Touch-a… is great and Adam Lambert both successfully channels Meat Loaf (no mean feat) and improves upon Hot Patootie – Bless My Soul. Additionally, the decision to replace the red lips at the beginning actually pays off, with an excellent physical performance of Science Fiction/Double Feature by Ivy Levan.

The problem with tackling Horror rocoso is that you either have to go hard or go home. Kenny Ortega’s take on the iconic show is more or less faithful narratively but it sanitises the original’s more risqué moments and if you don’t keep the rougher edges then you’re left with very little. The few original ideas feel out of place because this production tries desperately to emulate the film and also do its own thing at the same time (exemplified by having Laverne Cox in the main role).

Fortunately, the fine work of a game cast as well as some excellent songs manages to salvage The Rocky Horror Picture Show: Let’s Do The Time Warp Again and it’s a lively, entertaining way of spending an hour and a half. But it’s clear that it’s very difficult to do the Time Warp again, and maybe this just wasn’t worth the effort.


Contenido

"Time Warp" fue la quinta canción del programa teatral original (después de "Science Fiction / Double Feature", "Dammit Janet", "Over at the Frankenstein Place" y "Sweet Travestite"), pero la cuarta en la película (después de " En el Frankenstein Place "y antes de" Sweet Travestite "). Las producciones teatrales continuaron usando la ubicación original hasta que Richard O'Brien revisó el guión para el renacimiento del West End de 1990 en el que trasladó la canción a la ubicación de la película. Por razones de ritmo, la mayoría de las producciones siguen ahora este orden. [4]

La canción comienza a las 19:35 en el lanzamiento del DVD de la película. Consiste en versos cantados por personajes alternos, que sirven como introducción a dos de ellos, y coros cantados por "Transylvanians" (película) o "Phantoms" (obra de teatro) y el Criminólogo / Narrador (interpretado por Charles Gray en la película ). Los personajes que cantan los versos son, en orden, Riff-Raff, Magenta y Columbia (interpretados en la película por Richard O'Brien, Patricia Quinn y Little Nell Campbell). Después del segundo coro completo, Columbia a menudo se lanza a su baile de claqué. [ cita necesaria ]

El orden de los solos varía en determinadas grabaciones. En la película y el álbum del elenco de Roxy, el solo de Columbia es inmediatamente posterior al de Magenta, con el claqué de Columbia después del segundo coro. Las representaciones teatrales recientes tienen los solos en este orden pero con el claqué de Columbia inmediatamente después de su solo, dejando solo dos coros. De vez en cuando, el solo de Columbia y el claqué siguen el coro después del solo de Magenta. [ cita necesaria ]

La voz de Meat Loaf es prominente en el coro de la versión cinematográfica de la canción. [ cita necesaria ] The song is reprised briefly at the end of the film, in flashback, and in the show as an encore led by Dr Frank N. Furter. [4]

Gráfico (1976) Cima
posición
South Africa [ cita necesaria ] 12
Grabación original del reparto australiano
Gráfico (1977) Cima
posición
Australia (Kent Music Report) [5] 85
Espectáculo de imágenes de terror rocoso
Gráfico (1980) Cima
posición
Australia (Kent Music Report) [5] 3

El show de Hillywood usé la canción en un Médico que parodia, que David Tennant llamó "extraordinaria". [6] [7] [8]

La banda de rock de comedia italiana Elio e le Storie Tese grabó una versión de parodia de la canción en 1996, titulada "Balla coi barlafüs" (es decir, "Baila con los idiotas" en dialecto milanés), con letras italianas completamente nuevas que se burlan de Umberto Bossi y su intento. , a principios de ese año, para reunir una cadena humana para unir Polesine y Monviso, bloqueando simbólicamente el curso del río Po. Aparte de la letra, la versión de la banda sigue la canción original en cada detalle. El video musical de la portada, realizado como secuencia de créditos de apertura para la edición de 1996 del popular programa de sátira deportiva de Gialappa's Band. Mai dire Gol, es también una reproducción muy fiel de la escena original de la película (personajes, decorados, atrezzo, vestuario y bailes), hasta el Criminólogo, interpretado por Giacomo Poretti de Aldo, Giovanni e Giacomo, preguntando qué tipo de baile es. Daniele Luttazzi y Sabrina Ferilli interpretaron a Brad y Janet, el líder de la banda Elio apareció como Riff Raff, Marina Massironi interpretó a Magenta, mientras que el resto de la banda (junto con el elenco del programa) se presentaron como Transylvanians. [9]

En un episodio de El show de Drew Carey, the song was played in alternating fashion with Peaches & Herb's 1978 disco hit "Shake Your Groove Thing", during a dance off in front of a movie theater, in which one group wishes to see Espectáculo de imágenes de terror rocoso y otro quiere ver Priscilla, reina del desierto. [10]

En un episodio de la temporada 27 de Los Simpsons, la gente del pueblo canta una parodia de la canción, cantando sobre todas las cosas malas que hacen los adultos en Halloween.

Tenacious D lanzó un video musical usando la canción para promover la votación en las elecciones presidenciales estadounidenses de 2020, con la letra ligeramente alterada "¡es solo un salto hacia la IZQUIERDA y no un paso hacia la derecha!" [11]


Time Warp Letra

(coro)
and bring your knees in tight
but it's the pelvic thrust
that really drives you insane
let's do the time warp again
let's do the time warp again
(magenta)
it's so dreamy
oh, fantasy free me
so you can't see me
no, not at all
in another dimension
with voyeuristic intention
well secluded, i see all
(riff raff)
with a bit of a mind flip

(magenta)
you're into the time slip

(riff raff)
and nothing can ever be the same

(magenta)
you're spaced out on sensation

(riff raff)
like you're under sedation

(coro)
let's do the time warp again
let's do the time warp again
(columbia)
well i was walking down the street
just a having a think
when a snake of a guy gave me an evil wink
he shook-a me up, he took me by surprise
he had a pick up truck and the devil's eyes
he stared at me and i felt a change
time meant nothing, never would again
(coro)
let's do the time warp again
let's do the time warp again
(criminologist)
it's just a jump to the left

(coro)
and then a step to the right

(criminologist)
put your hands on your hips

(coro)
and bring your knees in tight
but it's the pelvic thrust
that really drives you insane
let's do the time warp again
let's do the time warp again


Let&aposs do the Time Warp again! &aposRocky Horror Picture Show&apos remake comes to TV

Television • Tim Curry returns, gives his blessing to "Rocky Horror Picture Show" TV movie remake.

11.jpg" />

21.jpg" />

20.jpg" />

19.jpg" />

18.jpg" />

17.jpg" />

16.jpg" />

15.jpg" />

14.jpg" />

13.jpg" />

12.jpg" />

10.jpg" />

9.jpg" />

8.jpg" />

6.jpg" />


Ver el vídeo: El tunel del tiempo Capítulo 1 Encuentro con el pasado (Mayo 2022).